9 de agosto de 2017

Microcuento 113

Llegó tarde a casa
y le esperaban despiertas
todas las derrotas